Mi camino fue uno diferente. Tal vez sea mi pasión por enseñar o mi búsqueda de entender como funcionan las cosas lo que me llevo a caminar la ruta de aquellos que queremos dar a conocer los juegos de mesa y hacerlos mas asequibles a los demás. La Mesa fue una idea que defendí a capa y espada ante un par de amigos que querían iniciar un proyecto audiovisual pero que no estaban seguros del tema a tratar.

Andrés explicando que es Hannah Montana únicamente cuando usa la peluca.

En un principio nos inspiramos por el trabajo de Will Wheaton en Tabletop y queríamos lograr algo similar. La idea de jugar con amigos y compartirlo con una audiencia parecía algo maravilloso, y si observan nuestros primeros videos, eso era lo que pretendíamos lograr. Fue interesante y aprendimos mucho, pero rápido descubrí que algo hacia falta y que a fin de cuentas estábamos tratando de imitar un producto que se perdería en su traducción.

Fue durante la transformación del formato de La Mesa a videos explicativos, que fui invitado a Bogotá a participar en el1er Encuentro Nacional de Juegos de Mesa organizado por Seis Lados. Aun guardo la escarapela que me identifica como Invitado Nacional (ahem ahem).

“Mamá triunfé.”

El encuentro fue excelente en mi opinión. Fue un evento incluyente y lleno de camaradería. Conocí jugadores profesionales de Scrabble, pintores de miniaturas y diseñadores de juegos de mesa con ideas diversas e interesantes. La organización fue impecable y el apoyo que brindaron empresas locales, tal como unas de talla internacional fue crucial para que el evento fuera envidiable. Los horarios se cumplían, los momentos se vivían plenamente y estos hacían una transición perfecta el uno del otro. El trabajo que hizo Seis Lados fue tan bueno que parecería que organizar un evento de esta magnitud, es una tarea fácil.

Imagínense que no fuera una cerveza sin alcohol.

Durante el encuentro tuvimos la oportunidad de hablar en vivo con Matt Leacock, un diseñador estadounidense famoso por juegos como Pandemic y Forbidden Island. Matt fue extremadamente amable y nos habló sobre lo que significa diseñar juegos de mesa para ganarse la vida y un poco sobre su proceso. Esta información fue de gran valor para la comunidad de Bogotá ya que está parece estar llena de diseñadores y creadores de juegos.

En Medellín no se quedan atrás cuando se trata de diseñar y crear, sin embargo comparando las dos comunidades siento que estamos mas fragmentados al respecto. Una de las cosas que mas recalco el señor Leacock, fue la necesidad de probar los juegos de manera exhaustiva y de crear prototipos de prueba que sean lo mas básico posibles, con el fin de evitar conexiones emocionales basadas en la apariencia de un producto que aun no ha sido terminado. Estoy seguro que eso que acabo de escribir no aplica nunca para nada y a nadie cuando se trata de hacer un juego de mesa. En fin, continuemos.

Hoy en día, nuestra ciudad cuenta con varias opciones cuando se trata de buscar espacios para el esparcimiento lúdico y el disfrute de los juegos de mesa. Tenemos un verdadero club dedicado a las miniaturas, tenemos también varios negocios que se especializan en la comercialización de juegos en castellano y también en ofrecer opciones gastronómicas que hagan que los visitantes deseen volver. Fue de la unión de dos de estos establecimientos que nació una de las iniciativas mas ambiciosas y al mismo tiempo mas emocionantes en nuestro pequeño mundo de juegos de mesa en Colombia. Por supuesto me refiero al Warhammer Grand Tournament 2019 Medellín organizado por MedHammer con el apoyo de Draco Hobbies.

La Mesa en el Warhammer GT Medellín,

El plan de los organizadores era un evento que pudiera enfrentar un máximo de 20 jugadores. La realidad fue que cuando se habían inscrito 50 personas, tuvieron que cerrarlo y tengo entendido que muchos jugadores se quedaron con las ganas de participar. El valor de la inscripción era mínimo teniendo en cuenta que cada jugador recibió un set de dados personalizado, camiseta, pinturas, y otros regalos mas en unas bolsas armadas por los organizadores y patrocinadores del torneo, sin mencionar la oportunidad de enfrentarse a los mejores jugadores, pintores y estrategos del país. Participaron también jugadores de España que se fueron deleitados con la amabilidad de los locales durante los dos días que duró el evento. Los horarios se cumplieron, el lugar estaba impecable y el torneo lleno de sorpresas. La Mesa fue invitado a cubrir la ocasión y fue para nosotros un privilegio y un honor estar allí. Yo creo que nunca me había divertido tanto alrededor de juegos en los que yo no estaba participando. Les cuento que después del Grand Tournament compré Cthulhu Wars y mi tía me regalo un aerógrafo para empezar a pintar mis propias miniaturas. Mi próximo juego será Warhammer Underworld: Nightvault. Yo sé que no es lo mismo, pero me parece a mi que es un perfecto mundo intermedio entre las miniaturas y los juegos de mesa y creo que hasta ahí llegaré.

“¿Entonces lanzar el carrito no está permitido en una partida? ¿Estas 100% segura?”

El cubrimiento del evento nos enseño muchas cosas sobre nuestro trabajo, pero principalmente sobre la comunidad. La gente en Colombia esta preparada para algo grande, tenemos el conocimiento, tenemos a quien invitar y definitivamente tenemos las ganas de crear algo verdaderamente especial y que nos llene de orgullo. Aquí en La Mesa creemos en buscar la manera de hacernos notar en este inmenso mapa de Latinoamérica y es por eso que creemos que la escena local esta en su apogeo esperando el detonante perfecto para crear una convención digna de lo que nos imaginamos los que somos fanáticos de este hobby. El Grand Tournament fue un ejemplo a seguir en cuando la magnitud organizacional que puede alcanzarse cuando trabajamos juntos y no permitimos que limitantes mentales contengan nuestro entusiasmo.

¿Qué sigue para Bogotá, Medellín y Cali? ¿Cuál será el próximo evento a nivel nacional que va a romper esquemas y a demostrar de nuevo lo que podemos lograr?

Ah y en cuanto a inscribirse a un torneo de Carcassonne sin saber jugar, no lo hagan. Me fue mal, pero no tan mal como a mi primo ni a la prima de Andrés. Un abrazo a Juanes y a Silvana, se les quiere mucho.

Comments (2)
  1. LA MEJOR EXPERIENCIA ES COMENZAR, DAR EL PASO A JUGAR, PERDER EL MIEDO Y JUGAR ALGO CONTRA ALGUNOS QUE LLEVAN AÑOS HACIÉNDOLO, NO FUE TAN MALO COMO DICE MI PRIMO JAJAJA AL MENOS ME GANE LA PRIMER MESA, LOS ESPERO LA PRÓXIMA, Y LES ASEGURO QUE NO SERA TAN FÁCIL….

Comments are closed.